27 jul. 2011

¡¿Y PARA QUÉ SIRVE UN LIBRO?! o cómo la gente del metro se va a creer que estoy loca

FICHA:
Título: ¡¿Y para qué sirve un libro?!
Autor: Alfredo Gómez Cerdá
Editorial: SM
Sello: Gran Angular
Año: 2011
Motivo de compra: Comprobar que dos historias estaban dedicadas a Jordi Sierra i Fabra y a Jorge Gómez Soto.

¡¿Y para qué sirve un libro?! es un conjunto de doce historias donde el verdadero protagonista es el libro. Ese amigo inseparable que tantas veces nos ha ayudado en la vida cotidiana. Porque sí, un libro sirve para mucho más que para leer.

Una vez lo usé como apisonadora. Lo que tenía entre sus hojas no era sino una flor del ramo que llevé en mi primera comunión. Aún hoy conservo esos pétalos amarillentos y quebradizos, gracias a aquel libro.
También sirve como decoración. Tenía una estantería vacía y le di vidilla con un par de libros apoyados en una caja de madera.
Un libro sirve para poner a la altura de los ojos ese pequeño portátil que te regaló tu novio como una inversión de futuro (que te está destrozando las vértebras).

Pero volviendo al libro de Alfredo Gómez Cerdá... ¡Qué bien me lo he pasado! Me encanta como la casualidad o el destino se entrelazan creando historias tan dispares como reales. A veces era como estar leyendo un guión de cine mezclando a Amelie con Tim Burton. Detallista, mágico, absorbente.

Hoy, mientras iba en el metro leyendo la cuarta historia he empezado a reírme. No he podido evitarlo. Al principio he pensado: «Se van a creer que estoy loca». Pero lo cierto es, que nadie te mira cuando vas en el metro.
Yo sí que suelo mirar a mi alrededor. Cada persona es un mundo y una historia... y yo un bicho raro que a veces se queda mirando fijamente a alguien. Me pasó durante el curso de fotografía.
Subía al metro y miraba a la gente y la imaginaba en mis fotos, en mis historias... el metro es una fuente de inspiración (Um, he sonado muy a Eduardo... y esta coña muy hermética)

El caso es que la lectura de ¡¿Y para qué sirve un libro?! es fresca, divertida, tierna y triste en algún momento. No he podido sino cerrar el libro con una sonrisa que aún me dura. No me queda otra que recomendarlo y pedirle a Alfredo que continúe... ¿Para qué sirve la lectura? Aunque para esa pregunta, las respuestas son... infinitas.

¡Sed felices!

Para conocer mejor al autor podéis pulsar AQUÍ
A Jordi y a Jorge... como que sabéis dónde encontrarlos :)

2 comentarios:

Rebeca dijo...

Solo lo diré en una frase...
Que sería de mí sin los libros...los que leo y los que intento escribir!!xD

Veritas dijo...

Pues suena más que interesante, estoy segura de que se convertirá en uno de mis favoritos para el otoño (porque en verano mis bolsillos no responden entre tanta feria XD) ¿Amelie y Tim Burton? Waoowww

Un besote ^^