27 sept. 2011

QUIERO HACERTE UN REGALO...


...pero no quiero que sea un regalo típico. Quiero regalarte algo diferente, algo especial; algo que te acompañe siempre.
Quiero regalarte un sueño. Pero no un sueño cualquiera, no. Un sueño que no muera al amanecer. Un sueño que te haga feliz, que te haga luchar hasta final.

Te regalo una de mis sonrisas. La cómplice. Para que cuando te sientas solo, te rescate y te haga reír. Mira, ¿sabes qué? Te regalo todas mis sonrisas: la de niña buena, la pícara, la tímida, la dulce, la cansada, la escandalosa... todas.
También quiero regalarte mis cosas malas, claro. Mis manías, mis caprichos, mis días grises, mis impulsos irracionales... Las cosas malas no se deberían de regalar pero, míralo de este modo, así te acostumbras. Para el futuro.
Eso, también te lo quiero regalar. Un futuro juntos (pero eso mejor, lo hablamos en privado)

Te quiero regalar un algodón de azúcar. Dulce, rico, para compartirlo contigo. Un pastel de chocolate, unos muffins, unos crepes, un tiramisú... La tarta de queso, no. Esa te la regala Cris. Y sí, te voy a querer igual, aunque engordes. Pero no lo harás porque no estas quieto nunca.

Te regalo un hueco en mi armario. Para tu ropa, para tus cosas. También te regalo el acceso a mi biblioteca particular. ¡Disfruta de mis libros! Viaja con ellos a tiempos pasados donde la espada era ley. Donde, en el amor, todas las cumbres eran borrascosas; donde el metro guarda historias detrás de cada rostro...

Quiero regalarte el mundo a través del objetivo. Cázalo. Dísfrutalo.

Además, también te voy a regalar una cajita llena de besos. Uno detrás de la oreja. Otro para el cuello. Uno para la punta de la nariz. Uno en la frente. Otro para la comisura de tu boca. Otro beso para tus manos suaves... Para que cuando estemos lejos sientas cada uno de ellos.

Asimismo quiero regalarte la energía de un abrazo. Que te arrope en las noches de invierno y que te de alas para enfrentarte a la vida con fuerza, con valor, con ganas, con pasión. Quiero ser el viento que te impulse.

Quiero regalarte mis noches estrelladas y mis calcetines de colores; y palabras a media voz. Quiero leerte antes de dormir, que nos perdamos por algún castillo inhóspito de algún pueblo medieval. Quiero verte llorar de la risa. Te regalaré cosquillas para eso.

Te regalo la luna. Yo me la pedí antes, pero quiero que la tengas tú. Así cuando la mires, te acordarás de mí.
Te regalo una canción. Sabes cuál, ¿verdad?...

Te regalo mis ideas caóticas, apuntadas en mis libretas.
Te regalo lo que soy: mis historias, mis sueños, mis ganas locas de viajar, de bailar y de reír. Te regalo mi vida, mi corazón y lo que en él se atesora.
Te regalo lo que quiero ser contigo. Lo que soy por ti.

¡Feliz cumpleaños!

Ich liebe dich :)

7 comentarios:

Rebeka dijo...

Me encanta esta declaración de amor.

Unas palabras realmente preciosas!

Un buen regalo para el dueño de tu corazón.

Un beso creativo.

P.D. Otra adicta a la palabra escrita.

Mai dijo...

Gracias Beka :)

Rocío Carmona dijo...

Precioso! :)

Mai dijo...

Gràcies, Rocío :)

Veritas dijo...

Pero qué bonito... Estoy segura de que la persona a la que le hayas regalado esto estará más que encantada ^^

Besos

Rebeka dijo...

http://www.quanticlove.com/

Puedes votar la portada, entrar en un sorteo, y ahora también descargarte la canción y la letra.
Yo ya lo he hecho todo, jajaj
Lo último hoy, descargarme la letra y canción. No hago más que escucharla ;-)

Mai dijo...

WOOO, yo lo hice todo ayer jajajaja Gracias guapetona (hoy actualizo :P)