2 sept. 2012

DOMINGO CAZADOR

Visto en Pinterest


xxx

2 comentarios:

Ana dijo...

Muy cierto. Sin oscuridad, no podríamos apreciar la luz que se esconde detrás de cada momento, de cada gesto o elección.

Estas palabras me recuerdan al libro de Úrsula K. Leguin, Historias de Terramar:

Sólo en el silencio la palabra,
sólo en la oscuridad la luz,
sólo en la muerte la vida;
el vuelo del halcón
brilla en el cielo vacío.

Rebeka dijo...

Lo he pensado siempre, no hay luz sin oscuridad, al igual que no hay oscuridad sin luz que la haga ser.

Un abrazo!!