25 nov. 2011

P DE POSIBILIDADES

Título: El libro de las posibilidades
Autor: Albert Liebermann
Editorial: Urano
Año: 2011
Regalo de: Rebeca

«La vida está llena de oportunidades de las que ni siquiera somos conscientes, porque circulamos por un único raíl con los ojos cerrados. En el mismo cielo nocturno hay personas que sólo ven la oscuridad, mientras que otras ven las estrellas y se dejan guiar por ellas hacia nuevos destinos. Este libro inspirador se dirige a las personas que saben que nada está decidido y que lo mejor está por llegar...»


Seamos sinceros. Nunca he creído en los libros de autoayuda. No por nada en especial. Creo que la mayoría (no todos) de personas que los leen, buscan que los libros les arreglen la vida con sólo leerlos... y no.
Pero este libro es distinto. Quizá por el contexto. Quizá por mi actitud de este año. Quizá porque estoy recién operada... id vosotros a saber. ¡Analicémoslo juntos!

Nunca sabes en qué momento algo/alguien va a cambiar tu vida. A veces puede ser una llamada de teléfono, otras un libro.

Esta historia os suena... pero a mí, me encanta contarla jejeje.

Hace casi un año compré un libro. Devoré el libro. Busqué a la autora y la encontré. Empecé a firmar en su blog y de allí, de ese rincón perdido entre ceros y unos, llegó Beka. Ella me leía (y me lee) y me firmaba... pero yo no tenía un espacio al que acudir. Le motivé a que se creara un blog, lo conseguí y ahora todos podéis disfrutar de lo que escribe.
Después de leer El libro de las posibilidades he llegado a la conclusión de que La Gramática del Amor fue mi posibilidad para conocer a dos chicas geniales. Aunque, para ser sincera, ya lo sabía.

Lo que más me ha gustado de este libro han sido varias cosas:
1. Que fue un regalo de Beka (junto con unos calcetines divertidísimos)
2. Que contiene un relato de Beka.
3. Que pienso LO MISMO que el señor Liebermann (¿Un café?)
4. Me gusta que al señor Liebermann le gusten las mismas personas que a mí: Ghandi, Coco, Buda, Leonardo, Bruce, Arthur (¿Os he dicho que me chiflan los post-it?),... y me gusta mucho más que me haya presentado a otros tantos. Me gusta mucho Susan Jeffers y su optimismo, me gusta, me gusta.

Así que este libro es uno de los que recomendaría a los pesimistas, a los que lo ven todo negro, a los que no encuentran la salida, a los que se quedan sentados viendo el tiempo pasar, a los que se conforman (a éstos sobretodo), a los que tienen miedo y a mi misma. Para ver si de una vez por todas me lo creo.

Porque siempre es bueno que nos den un tirón de orejas cuando nos dormimos. Porque la vida es para disfrutarla, para aprovechar cada nueva posibilidad que nos brinda... y nos brinda unas cuantas.

Mejor relato: «Puede que los días oscurezcan»
Frase: «Nos han enseñado a pensar que lo negativo es realista y lo positivo no lo es (...) Lo "realista" es ser optimista» Susan Jeffers
Ley: 54 «Si crees que es imposible, probablemente estás equivocado»
Lo mejor: El optimismo con el que cierras el libro y que es un pequeño gran paso para ella ;)
Lo peor: Haber tardado tanto en aventurarme en este género. ¡Gracias, Beka!



No quiero cerrar mi actualización de hoy sin hacer una mención especial a las víctimas de la violencia de género. Ojalá que pronto llegue el día que no tengamos que concienciar. Que baste con la educación que nos han dado. Nadie tiene derecho a borrar a golpes una sonrisa. Mucho menos a quitar una vida.

3 comentarios:

Begoña dijo...

A mí suelen gustarme los libros de autoayuda, porque suelen estar escritos por psicólogos capaces de resumir treinta años de trayectoria profesional en 200 páginas. Al menos aquellos a quienes sigo sí.
Me apasiona el binomio psicología lectura.
Saludos

Rebeka dijo...

Gracias por todas tus palabras.

Pedazo reseña de un libro genial. Me has emocionado mucho.
A veces los detalles aparecen en el momento adecuado sin pretenderlo...
A veces las personas buenas se cruzan en tu camino cuando menos lo pretendes. Eso es lo que me paso a mi.
Yo tampoco creia en los libros de autoayuda y sin embargo ahora los ansio. Cuando se pasan momentos malos, necesitamos leer que todo puede salir bien para seguir tirando hacia arriba.
No me funcionan las tildes...de ahi que falten todas, no es que se me haya olvidado escribir ;-)

Un abrazo gigante y caluroso como los calcetines!!

Besoss

Mai dijo...

No te preocupes. Mi cerebro las coloca automáticamente :P